15 may. 2009

Chávez Ramírez Eduardo

La Evapotranspiración mediante el Monitoreo Climático para Determinar el Momento Oportuno del Riego


Chávez Ramírez Eduardo1, González Cervantes Guillermo1,
chavez.eduardo@inifap. gob.mx, gonzalez.guillermo@inifap.gob.mx, www.inifap.gob.mx
1CENID-RASPA, INIFAP. Km. 6.5 margen derecha canal Sacramento, 35140 Gómez Palacio, Durango, México. Tel. (871) 7 19 10 77


A partir de la década de 1990, los avances tecnológicos y el trabajo conjunto entre ciencias agronómicas y disciplinas como la informática, han permitido evolucionar en el manejo del agua en los cultivos, bajo un enfoque denominado riego en tiempo real. Este enfoque consiste en utilizar un conjunto de herramientas emergentes (sensores electrónicos, telemetría, controladores, PC) para monitorear, en tiempos relativamente cortos (a escala de minuto), variables climáticas de importancia que son integradas a modelos de simulación de procesos físicos o fisiológicos, como es el caso de la evapotranspiración, considerada indicador del riego, con el objetivo fundamental de dar respuesta al ¿cuando? y ¿cuánto? regar, aplicando el principio de mantener el equilibrio entre la disponibilidad y la demanda de agua por el cultivo. Las acciones que deriven de la toma de decisión de ambas interrogantes mencionadas, estribará en parte importante la eficiencia global del agua en la producción agrícola. En México, algunos trabajos importantes encaminados a mejorar la planeación, manejo y aprovechamiento del agua de riego a gran escala, bajo la estrategia de la programación del riego con base en la evapotranspiración determinada a partir del monitoreo climático en tiempo real, es reportado por Mundo y Martínez (2002) para el distrito de riego 05 (Delicias, Chihuahua) y por Ojeda (1999) para el distrito de riego 075 (El fuerte, Sinaloa). El sistema del riego en tiempo real ha logrado ahorrar hasta un 30% de agua por unidad de superficie, con parámetros validados en campo (Sifuentes et al., 1999). Actualmente, el CENID-RASPA INIFAP, cuenta con una red de tres estaciones climáticas autónomas instaladas en puntos estratégicos de la cuenca media y baja de río nazas, con el objetivo de monitorear el ambiente climático y, posteriormente, determinar la evapotranspiración como variable principal para el manejo del agua de riego; a corto plazo para el cultivo de nogal pecanero (6,375 has) y, en seguida, en cultivos forrajeros (caso de la alfalfa 31,739 has). El avance, posterior a la instalación de las tres estaciones climáticas de diferentes marcas, consiste en disponer de la información climática en red bajo un mismo formato, ello ha permitido determinar la evapotranspiración del nogal pecanero, la cual señala que el consumo hídrico de este cultivo, se manifiesta ligeramente superior para la cuenca baja con respecto de la cuenca media del río nazas; es decir, el aporte de agua o número de riegos debe de ser ligeramente menor para la cuenca media. Para el ciclo agrícola 2009 se pretende la calibración, que permitirá obtener mayor precisión del riego y mejorar la eficiencia de transformación de metro cúbico de agua a kilogramo de rendimiento de cultivo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario